jueves, 1 de junio de 2017

VIGESIMOPRIMERA DE FERIA: ME CUENTAN QUE...

Tarde de campanillas, de figurines y de cartel de "No hay billetes". En consecuencia, tarde de nivel Se torea mejor que nunca, rebajas, despojos, isidros, aplausos por todo, bajatú por dóquier, gritos de bieeeeeenjjjjj, las reservas de gin-tónic agotadas... Qué divertido, y yo que me lo he perdido. Menos mal que siempre quedan los buenos amigos que le ponen a uno al corriente de todo y, además, hlaay que reconocer que la mar de bien. Hoy, de los toros de Victoriano del Río, me han contado que fue una mansada del copón, muy cuidadita en varas, y más que aceptable paraponerse a torear. Toros "muleteriles", que dice un buen amigo, de los que no se tienen noticias en los primeros tercios, pero en la faena de muleta sirven.
Miguel Ángel Perera ha sido agasajado con una orejita por una faena a su estilo de cites al hilo, trallazos hacia fuera y pierna escondida. Al menos, me dicen, mató muy bien.
Despojo también a Roca Rey, por faena de similar corte de toreo 2.0 al marrajo tercero en la puerta de toriles, y con golletazo incluido. Pues sí que está amable la parroquia, digo yo.
Amabilidad de la cual Lopez Simón, una vez más en esta feria, no ha sabido valerse, ofreciendo de nuevo una imagen paupérrima y de torero incapaz ante dos toros que tenían orejas que cortar. Pésima, muy pésima la feria que ha echado López Simón, de quien algunos corrillos de aficionados declaran sin tapujos que, en estos días, bien ha devuelto aquellas cuatro puertas grandes con tanto mérito que no fue capaz de dar un muletazo. ¿Acaso esperábamos que este muchachito, una vez le saliera algo de toro y no se dejara coger, iba a ser poco menos que la reencarnación de Belmonte?

Aplaudidos por unanimidad en esta tarde algunos toreros de esa plata bordada en oro: Tito Sandoval, que le plantó dos picotazos al quinto como mandan los cánones. Picotazos, sí, pero haciendo la suerte y colocando la vara en todo lo alto. Además de Curro Javier con los palos, y ese gran banderillero que es Javier Ambel, que estuvo colosal con el capote.

Publicar un comentario